7.00 a.m. Nuevo horario para las listas de difusión de WhatsApp, SUSCRÍBETE.

SUSCRIPCIONES

RECOMENDADO

Feria Departamental de Negocios Verdes

Imagen
(@CarderRisaralda) #NegociosVerdes  Te invitamos a participar de la Feria Departamental de Negocios Verdes de la @Carder Risaralda, encontrarás una gran variedad de productos y servicios locales con criterios de sostenibilidad, provenientes de todo el departamento de #Risaralda. 

La desfachatez

La desfachatez

Alberto Zuluaga Trujillo

Definitivamente nuestros congresistas viven en Babia. No atinan, no razonan, son oportunistas y distantes y una vez elegidos, no a conciencia sino producto de componendas y trapisondas, se creen merecedores de cuanto se les antoja, viviendo en función de ellos y no de los ciudadanos que los eligen. 

Cuando el país busca afanosamente como salir de la difícil situación creada por la pandemia y el demencial Paro Nacional, prohijado y azuzado por Gustavo Petro y su lugarteniente el senador Bolívar, izquierdoso en Colombia pero capitalista allende las fronteras, el Senado de la República no tuvo reparos en discutir un proyecto de ley presentado por Andrés García Zuccardi, exponente de la rancia clase politiquera e integrante de una tradicional familia costeña, bastante comprometida con líos judiciales en el pasado. 

El proyecto de la referencia buscaba crear una remuneración económica adicional para los servidores públicos, incluidos los miembros del Congreso, que cumplieran con unos estándares de trabajo por encima de los actualmente estipulados. Dicho de otra manera, el proyecto proponía un sobresueldo para los congresistas que hicieran bien su trabajo como si los 35 millones que reciben actualmente, amén de interminables prebendas, excusara el hacerlo de cualquier manera o simplemente no hacerlo, requiriendo de una bonificación por encima de esos “miserables 35 millones” para cumplir con sus deberes. 

Por décadas el Congreso ha sido una de las instituciones más desprestigiadas del país y según la última encuesta de la firma Invamer, apenas 7 de 100 colombianos creen que está haciendo bien su trabajo. Mientras los gremios e instituciones piden al Gobierno extremar la austeridad y 11 millones 420.208 colombianos, a través de la Consulta Anticorrupción realizada el 26 de agosto de 2018, expresaron en las urnas su deseo de reducir el salario de los congresistas, propuesta que no alcanzó a superar el umbral de 12 millones 140.342 votos, siendo negada por tan solo 720.134 votos, los lunáticos congresistas siguen soñando con aumentarse su salario. 

¿Qué los hace actuar en contra vía del querer nacional? La democracia sin duda alguna hay que preservarla, cuéstenos lo que nos cueste. Pero difícil es mantenerla en un país en donde unas minorías imponen su querer ante unas mayorías convencidas que, apartándose de las urnas, están castigando a los politiqueros sin darse real cuenta que, con su abstención, se están castigando así mismas y propiciando el triunfo de la izquierda. 

¿No fue eso exactamente lo que sucedió en Venezuela que, ante el desgreño y corrupción de la clase política, las grandes mayorías se dejaron seducir por el verbo fácil de un coronel inexperto en el manejo del Estado y hoy, son conducidos por alguien peor? Como lo hemos dicho en varias ocasiones, aquí un escándalo es tapado por otro igual o mayor. 

Según el periódico el Heraldo de Barranquilla, no menos de cinco senadores de la región Caribe se reunieron en la capital del Atlántico al parecer, para fraguar el proceso de contratación entre el MinTIC y Centros Poblados. Emilio Tapìa, cerebro de la negociación y, además, condenado por el carrusel de la contratación en Bogotá, a la “dura pena” de casa por cárcel, y quién continúa delinquiendo, se ofreció a colaborar con la Fiscalía para revelar los nombres de los congresistas implicados. 

De no ser por esta imperfecta democracia que requiere de inaplazables ajustes para corregir un largo camino de inequidades y privilegios, y la cual, insistimos, hay que defender a capa y espada, este Congreso debiera cerrarse.

Alberto Zuluaga Trujillo
alzutru45@hotmail.com

Compartir por WhatsApp

Comentarios

Feliz Navidad 2021 y Próspero Año 2022

Feliz Navidad 2021 y Próspero Año 2022

Suscríbete

Escribe tu correo electrónico:

Entregado por FeedBurner

Lo más leído esta semana

La calle del encuentro se renueva para ofrecerles espacio de calidad a los pereiranos

Que vivan las buenas mujeres